Estilo de vida

tarta de queso

Tarta de queso sin horno: fácil y deliciosa

¿Sabíais que es posible preparar una tarta de queso sin horno? He de deciros que la tarta de queso es uno de mis postres favoritos, y es que su textura y su sabor son realmente deliciosos. Pero, además, su sencilla preparación convierte a esta receta en ideal a la hora de sacarnos de un apuro.

Así que, si tenéis una visita para mañana y no sabéis cómo endulzar el paladar de vuestros invitados, tomad nota de los ingredientes de este clásico y suculento postre.

Ingredientes:

Base de galletas:

– 2 paquetes de galletas tipo María.

– 100 gr. de mantequilla (temperatura ambiente)

Relleno de queso:

– 400 gr. de nata liquida para montar (Preferiblemente con 35% de materia grasa)

– 100 gr. de azúcar

– 2 sobres de cuajada

– 500 gr de queso crema de untar.

Preparación:

Vamos a comenzar por la base de nuestra tarta de queso. Para ello, troceamos los dos paquetes de galletas con las manos y los introducimos en el trituradora (puedes usar licuadora o el turbi). Mi recomendación es que lo hagáis por partes ya que los dos paquetes pueden ser mucho contenido para el recipiente. Cuando tengamos todas las galletas trituradas, añadimos la mantequilla y mezclamos con la ayuda de una paleta hasta tener una masa.

Esa masa la vamos a extender en la base del molde cubriéndola de forma homogénea. Podemos ayudarnos con una paleta o con nuestras manos para que quede uniforme y firme. Llevamos la base a la nevera y dejamos allí mientras preparamos el relleno.

Para el relleno, colocamos un cazo a fuego medio y vertemos la nata. Añadimos poco a poco el azúcar y luego el queso crema. Por último, incorporamos la cuajada previamente diluida tal y como lo indica en su caja de preparación. Mezclamos y dejamos en el fuego hasta que hierva. Una vez hierva retiramos del fuego inmediatamente para que no se pegue.

Sacamos el molde de la nevera y vertemos la mezcla de queso encima. Llevamos nuevamente a la nevera y dejamos nuestra tarta de queso allí por un período de 6 horas aproximadamente para que cuaje bien.

Para el topping vamos a añadir una mermelada de fresa casera o del súper. Yo os aconsejo que si es temporada de fresas (o de arándanos) hagáis la mermelada en casa, quedará mucho más rica y le daremos un toque hogareño a nuestro postre, que seguramente nuestros invitados sabrán apreciar.  

Así de sencilla es la receta de la tarta de queso. Cuando la preparéis no olvidéis compartir vuestros comentarios y fotos.

¡Hasta un próximo dulce encuentro!

Imagen cortesía de: https://i.ytimg.com/vi/0zxp5nE0HgM/maxresdefault.jpg

Comentarios

Comentarios

Menú